domingo, 2 de mayo de 2010

Capas de cebolla




















De las miles de capas de cebolla, que me han cubierto para ocultarme del hombre, de su hambre y de mi sed y no darme agua clara, de la primera capa que demudaste con tu libre lamento vertido en las palabras, de cada verso en el que quise parecerme en alma ti, y habitarte desde un cielo para humanos.

De los cinco elementos que me han creado libre, muda de andares planificados, de la soledad que no se ha convertido en mi conformismo con lo rudo, de la locura vertida frente a los folios, de mi andar de puntillas por el mundo, de mi volar cercana a las estrellas todavía, de todas las orillas que me han nacido a orillas de las lágrimas, de todas y tantas cosas…y quimeras, tu orilla ha venido a acariciarme y me ha dejada desnuda, leyendo tus versos frente al mar.
No hay marea que se levante ahora, no conozco brújulas que me señalen el norte del camino, no hay Dios que pueda venir y desterrarme hacia una última playa, no hay ceguera en la luz que vierte tu espejo en mi corazón de selva…

Mi pluma
será para dibujarte
tesoros sobre esta arena,
mi mano será para escribirte
mañana otros poemas,
mi voz para decir tu nombre,
mi piel será para tu silencio,
para tu ojos de niño llorándome,
mi hombro para tus lamentos,
mi fuego viviendo para encender tu aire,
mi vientre para tus amapolas bajo los dedos,
para tus caricias de agua,
la luna para la blancura de esas noches,
para los versos y ternuras que nos esperan,
para las palabras que aún no hemos escrito,
que aún no nos han escrito a ti y a mi
caminando de la mano por el mismo sendero
de amor y libertad.

mayde molina

imagen de Teresa Salvador "Fábulas" en flickr:
http://www.flickr.com/photos/teresafabulas/2203787471/in/set-72157603152306545/

2 comentarios:

Teresa Fábulas dijo...

qué difícil es desprenderse de las capas de cebolla, Mayde!
Las vas coleccionando a lo largo de los años, te sientes arropada en ellas y cuando crees que ya puedes despojarte de tantas capas... sientes el corazón, ahí, protegido, temeroso, tierno, lloroso...
Un beso grande

Lídia dijo...

precioso Mayde, y que bien se siente una cuando se depsrende de ciertas capas de cebolla..... felicidades por tu creatividad.

Lídia