martes, 6 de mayo de 2008

UN MAR DE AZUL, Silvia Manzana
















Todas las cosas buenas alguien decidió un día pintarlas de azul. El mar, el cielo, la sangre de los reyes, las plumas de los pájaros del paraíso, el vestido de la Cenicienta transformada en doncella, los ojos de los querubines, el príncipe que ha de rescatar a cualquier mujer, los pitufos, la habitación de un niño que todavía no ha nacido. A partir de ahora quiero que tus ganas de verme sean azules, y que tus miedos y tus esperanzas ya no sean verdes nunca más, sino también azules.

Lo único que no quiero que cambie su color son la pasión y tus ojos.
La pasión la necesito roja, como la lava, como la sangre, como todas las cosas que nunca pueden quedarse quietas.
Y tus ojos, los quiero negros, como la noche, como la muerte, como todas las cosas que nos llenan de inquietantes silencios.

Silvia Manzana
"Un mar azul"
fragmento de: "La hora bruja"


No hay comentarios: